Tips para minimizar el impacto de las pantallas

Criando con consciencia
Foto IG: giaenlavida
Foto IG: giaenlavida

Algo que a todas nos está preocupando mucho es que en esta nueva normalidad, las pantallas ya se volvieron parte hasta del desayuno. 

 

Entre las clases en zoom, las tareas con videos de YouTube y las clases por televisión abierta, los niños están teniendo mucho más horas frente a las pantallas que jugando o teniendo horas al aire libre.  

 

Y aunque muchas veces tenerlos viendo una película es lo que nos permite tener una junta tranquila y concentradas, o terminar de mandar el trabajo del día, la pantalla no debe estar todo el tiempo en cada actividad. 

 

Debemos considerarla un relleno, es decir, hay que tener un horario en el día en donde los niños tomen sus clases por zoom, pero también tengan una hora de juego libre, una hora de movimiento o ejercicio, una hora de trabajo manual y de arte y si después de todo esto, aún queda tiempo, entonces se puede rellenar con pantallas. 

 

Lo que sí podemos hacer es: 

  1. Si pudieran estar pintando o jugando contigo, no pongas la tele. Si ver algo evitará que estén saltando encima de ti mientras estás en una junta, dale la pantalla. 
  2. Elige contenido educativo y de calidad. No es lo mismo que vea unboxings en YouTube que Daniel el Tigre, Paw Patrol o documentales de animales. 
  3. No toda la tele es igual, no es lo mismo que vean media hora de niños que abren juguetes o de slimes, a que vean dos horas de programas educativos. 
  4. Permite que vean capítulos completos y no videos de 2 minutos que cambian a cada momento. 
  5. En niños menores de 2 años, trata que ver la tele no sea pasiva, interviene con preguntas, señala cosas interesantes del programa que está viendo.
  6. Evita las pantallas lo más que puedas si detectas que tu hijo es adicto a ellas, esto lo sabrás porque se esconden, toman tu celular sin avisar, es lo primero que quieren hacer al despertar y no se concentran en otras actividades. 
  7. Evita que el desayuno, la comida y la cena sean frente a la tele. 

 

Y por último, más vale que se aburran, a que se queden como zombies por horas frente al televisor. 

 

Fuente: Karen Zaltzman, maestra, pedagoga y coach de crianza consciente. 

 

 

Silvia Ruiz

Dom, 09/13/2020 - 18:55